Por Nacho Palou — 5 de Octubre de 2016

Deposito conbustible interplanetaert spacex

La semana pasada SpaceX desveló su sistema de transporte interplanetario, con el cual ambiciona viajar a Marte, que incluye la construcción de un cohete jodidamente grande (nombre inicial del proyecto: Big Fucking Rocket) que contará con 42 motores “Raptor” o 42 sitios en los que algo puede salir mal.

Lo de la foto de arriba es un tanque de combustible construido para el Interplanetary Transport System¹, en una fotografía compartida por SpaceX en Instagram. El depósito todavía en desarrollo está construido en su totalidad con fibra de carbono «avanzada» —el mismo material se usará para construir la mayor parte del cohete—, y su enormidad se puede comprobar comparando el tamaño con las dos personas situadas al pie del tanque, abajo a la derecha.

El Interplanetary Transport System utilizará metano y oxígeno líquido como combustible —«dos elementos que se pueden conseguir en Marte»— que se almacenará en este tanque con capacidad para 1900 toneladas, el cual irá en el interior del cohete.

A su lado, el tanque de combustible construido por la NASA para sus SLS —Space Launch System, también con destino a Marte en una absurda división de esfuerzos—, fabricado con aluminio y que almacenará hidrógeno líquido, se antoja casi primitivo.

En cualquier caso y como se dice, cuando se construyen cosas grandes es que grandes cosas están por venir.

__
1. Sí, el acrónimo de The Interplanetary Transport System es TITS.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear