Por @Wicho — 13 de Noviembre de 2017

A punto de pararse

Este pasado fin de semana el avión espacial Dream Chaser de Sierra Nevada Corp. llevaba a cabo su segundo vuelo libre tras ser soltado por un helicóptero. Y a diferencia del primero, en 2013, que terminó en unas cuantas vueltas de campana al no desplegarse correctamente una de las patas del tren de aterrizaje, en esta ocasión todo funcionó a la perfección y el Dream Chaser se detuvo en la línea central de la pista guiada de forma autónoma por sus sistemas de a bordo.

Ha sido un vuelo similar a los vuelos de prueba que hizo el transbordador espacial Enterprise entre agosto y octubre de 1977, pero con la diferencia de que el Enterprise iba pilotado por dos astronautas y, sobre todo, con la enorme diferencia de que el Dream Chaser ha sido desarrollado por una empresa privada en lugar de por una agencia espacial gubernamental.

El objetivo final es conseguir que el primer lanzamiento operativo de un Dream Chaser, en su variante de carga, rumbo a la Estación Espacial Internacional se produzca en 2019.

Dream Chaser Cargo System en la EEI
Impresión artística de la Dream Chaser Cargo System en el espacio

Dream Chaser Cargo System en la EEI
Impresión artística de la Dream Chaser Cargo System atracada en la EEI

La Dream Chaser Cargo System será también la que, si se cumplen los plazos, en 2021 lleve a cabo la primera misión espacial de las Naciones Unidas.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear