Por @Wicho — 4 de Abril de 2016

Con la fragmentación de la Unión Soviética el cosmódromo de Baikonur, desde el que despegó Yuri Gagarin, dejó de pertenecer a Rusia, que desde entonces viene alquilando su uso a Kazajistán por unos 115 millones de dólares al año.

Así que para evitar ese gasto y esa dependencia de unas instalaciones que están en otro país Rusia anunciaba el 2007 la construcción de un nuevo cosmódromo cuyas obras comenzaron en 2011.

Conocido como Cosmódromo Vostochni, Cosmódromo del Este en español, está situado en la región de Armur, cerca de la frontera con China, y a una distancia de entre 600 y 800 kilómetros del Pacífico según la trayectoria de los lanzamientos, que además pasarán sobre zonas muy poco pobladas.

La idea es ir dejando de usar Baikonur con el tiempo, aunque a Baikonur aún le quedan al menos diez años de uso mientras Rusia termina el desarrollo de su nueva cápsula tripulada Federación y la certifica para su lanzamiento en el cohete Angará 5P.

Pero la plataforma para el lanzamiento de cohetes Soyuz 2-1A de Vostochny ya está lista, y de hecho ya se ha hecho el primer ensayo de colocar un cohete en la plataforma y prepararlo para un lanzamiento, así que a finales abril de 2016 –la fecha está fijada tentativamente en el día 25– podría producirse el primer lanzamiento real con los satélites Mikhailo Lomonosov y AIST-2 y el CubeSat de tres unidades SamSat-218/D.

La plataforma para Soyuz de Vostochni
Igual que la del espaciopuerto de Kourou la plataforma Soyuz de Vostochni incorpora un hangar de servicio que se puede aproximar al cohete para tener acceso a este mientras está en la plataforma – TsSKB Progress

Si es así, apenas serían cuatro meses de retraso sobre la fecha inicialmente prevista de diciembre de 2015, lo que no está mal teniendo en cuenta la complejidad del proyecto.

(Algunos datos vía Spaceflight101).

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear