Por @Alvy — 6 de Agosto de 2016

Witek Kaszkin grabó durante 24 horas este time-lapse en la estación polar Hornsund de la Academia Polaca de Ciencias, situada en una remota isla al norte de Noruega, concretamente a 77 grados de latitud norte. En ese remoto enclave suelen trabajar ocho científicos durante todo el año.

La grabación, llevada a cabo con una Olympus OMD E-M1 y un ojo de pez Zuiko Digital 8 mm f/3.5 muestra cómo el sol recorre el horizonte subiendo y bajando pero sin llegar a desaparecer nunca. Es una bonita toma y un gran ejemplo de cómo se ven las cosas en el círculo polar ártico.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear