Por Nacho Palou — 10 de Mayo de 2017

Spring es el título de este vídeo time-lapse (secuencias en movimiento formadas por fotografías fijas) de Jamie Scott. “Fueron necesarios tres años de tomas para completarlo”, escribe. En total Jamie acumuló 8 TB (8.000 GB) de imágenes. Se trata, según Jamie, de un time-lapse complementario a otro anterior titulado Fall que, en comparación, completó en mucho menos tiempo: “sólo” tardó seis meses. Fall también se puede ver en la cuenta de Vimep de Jamie.

Las diferencias técnicas entre uno y otro time-lapse tienen mucho que ver con la disparidad entre el tiempo exigido por uno y otro vídeo: tomas amplias contra primeros planos, todo en foco contra profundidad de campo reducida, toma única contra muchas tomas, música contemporánea contra música clásica, cámara estática contra cámara en movimiento.

Para el movimiento de cámara (una Canon Eos 5D Mk II con objetivo de 24 mm) Jamie utilizó un carril deslizante, de modo que también debía sincronizar las tomas con el movimiento horizontal de la cámara.

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear