Por @Alvy — 23 de Febrero de 2013

La privacidad se ha convertido en una moneda de cambio. Pagamos por servicios «gratuitos» con nuestra información personal.

- Linda Doyle
(vía @JPBarlow)

Compartir en Facebook  Tuitear