Por @Alvy — 7 de Marzo de 2015

David Horne consiguió lo que muchos considerarían hoy en día imposible: escribió un software de ajedrez, con inteligencia artificial, que funcionaba en un ordenador poco documentado y lleno de fallos, en 1 kilobyte de memoria.

– El mejor programa jamás escrito
(Chess ZX-81)

 

 

 

 

 

 

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear