Por @Alvy — 14 de Octubre de 2015

El bromista hacker de Sufficiently Advanced se ha fabricado una réplica del Mjölnir de Thor. Lo más divertido es que, fiel al espíritu de las leyes de los hackers y los superhéroes, al igual que le sucede al «original» sólo su dueño puede levantarlo del suelo.

En el vídeo se le ve haciendo una broma a lo Excálibur, desafiando a los viandantes a levantarlo. Algo que es imposible si el sensor de huellas dactilares no ha detectado su presencia, debido a los poderosos electroimanes sacados de un microondas que lo mantienen «pegado» a las alcantarillas de hierro de la calle. (A partir de 00:30 se ve el hardware, naturalmente basado en Arduino).

Como dicen por ahí, este invento sólo podría mejorarse con un implante RFID bajo la piel para que no se necesitara la huella. Porque seamos realistas: sería más fácil gastar la misma broma con un mando a distancia, un Bluetooth o cualquier otra técnica pero no sería conceptualmente lo mismo: este Mjölnir magnético sólo puede ser levantado por su legítimo dueño, que es de lo que se trata.

El tema de qué sucede cuando Thor deja su martillo en un ascensor si realmente no se puede «levantar» lo dejamos ya si eso para otra ocasión.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear