Por @Alvy — 29 de Septiembre de 2016

Atención a las preguntas –que empezaron como ensayos y no como preguntas, como manda la tradición– que recibe Musk tras presentar su increíblemente ambicioso plan para llevar a la humanidad a Marte y más allá. Las seleccionó CNN Money:

  • En nombre de todas las mujeres del mundo… ¿puedo subir y darle un beso? ¿Un beso de buena suerte?
  • Estuve en el Burning Man y había mierda por todos lados (…) ¿Están trabajando en algún tipo de inodoro para Marte?
  • Le he traído mi cómic de regalo, ¿puedo subir al escenario a dárselo?
  • Hola, quería saber si quiere esponsorizarme un vídeo.

La cara de Musk es impagable, muy en la línea de las rabietas de Steve Jobs pero sin rayos de ira y fuego saliéndole por los ojos.

No sé cómo tiene el aguante para en un momento tan excelso no mandar atpc al auditorio y por extensión a la humanidad.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear