Por Nacho Palou — 17 de Abril de 2013

Correcto

Y en este vídeo la demostración—vía Explorer,

Así que en el espacio nadie puede oir tus gritos y encima al parecer puedes morir ahogado con tus propias lágrimas.

Compartir en Facebook  Tuitear