Por @Alvy — 14 de Junio de 2017

The New Yorker ha producido este estupendo vídeo donde se comparan escenas de la ciudad de Nueva York ahora y hace 80 años.

Esto incluye haber recreado el paseo en coche de la cámara original a la misma velocidad, de modo que resultara más fácil comparar el ayer y el hoy. Naturalmente las imágenes originales estaban en blanco y negro y las nuevas están en color (y mucho mejor estabilizadas), así que hay que intentar «abstraerse del colorido» para poder fijarse en todos los detalles.

80 años son muchos para una gran ciudad, y puede haber notables cambios en todo lo que ofrece su aspecto – quizá más llamativos si además has tenido la suerte de visitarla. Estas son algunas de las diferencias que más me llamaron la atención:

  • Los coches modernos son notablemente más pequeños y bajos.
  • En el pasado había mucha menos gente en las calles.
  • También había menos publicidad por todas partes: ahora casi cualquier pared incluye anuncios y la mayor parte de los coches y furgonetas parecen soportes publicitarios. Naturalmente, los exagerados e invasivos anuncios luminosos eran muchos menos hace 80 años.
  • Había menos señales de tráfico. Pero la gente sobrevivía.
  • Hoy en día hay mucho más mobiliario urbano.
  • Había menos cables en altura: hoy todavía quedan muchos cables de comunicaciones y también semáforos.
  • La gente iba por la calle con traje y sombrero. Ya no tanto.
  • Tenemos menos contaminación aparente – al menos por lo que se veía en Park Avenue y la Estación Grand Central.
  • Antiguamente había menos obras: ahora las grandes ciudades parecen «en obras» permanentemente.
  • Hoy en día hay más «colas de gente» esperando para algo.
  • Tenemos más vegetación, especialmente árboles; se ve que han crecido.
  • … pero dijimos adiós a los tranvías.

Este tipo de montaje no es demasiado complicado pero requiere su paciencia. Creo que había alguno de Londres por YouTube. Estaría bien ver algún ejemplo similar de ciudades españolas para poder comparar el antes-y-después.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear