Por @Alvy — 26 de Abril de 2015

Máquina para numerar billetes de lotería / (CC)-by Alvy
Máquina para numerar lotería / Casa de la Moneda (CC) Alvy

Estuve visitando, medio de casualidad, medio porque lo tenía pendiente, el Museo Casa de la Moneda situado en la sede principal del organismo en Madrid. Es una exposición muy interesante sobre la historia del dinero: desde las monedas de las épocas antiguas de Grecia y Roma hasta la actualidad cercana.

Además de enseñar dinero las salas tienen todo tipo de artilugios: las herramientas para acuñar monedas, trabajar con el oro y la plata, cajas fuertes… Pueden verse monedas y billetes de todas las épocas; también hay unas cuantas salas con vídeo-proyecciones sobre las diversas historias de los medios de pago a lo largo del paso del tiempo. Puedes pasar allí un par de horas o echar toda la mañana si te interesa algún tema o época en particular.

Imprenta de billetes / Casa de la Moneda / (CC)-by Alvy
Imprenta de billetes / Casa de la Moneda (CC) Alvy

Las máquinas para acuñar y las imprentas de billetes son impresionantes: grandes artefactos de metal con miles de piezas, en las que el metal fundido entraba por un lado, era modelado y luego recortado – con mayor o menor habilidad, según las épocas. Por no hablar de la precisión de las imprentas en el manejo del papel y las tintas. La Casa de la Moneda también enseña los mecanismos que se utilizan para el diseño a «tamaño gigante» de las monedas, que luego mecánicamente pasan a ser reproducidas con finos punzones en los moldes adecuados, dando forma al metal que forma las monedas definitivas.

Máquina de acuñar moneda / El Museo Casa de la Moneda
Máquina de W.H. Chapman (Newark, Estados Unidos) para el trabajo con monedas / Casa de la Moneda (CC) Alvy

Sextercios, doblones, reales, pesetas, euros… Algunas de las explicaciones sobre la historia del dinero son realmente curiosas, como por ejemplo la de las ciudades-estado griegas, que acuñaban cada cual su propia moneda de forma independiente aunque acababa siendo más o menos equivalente entre unos y otros lugares, o los billetes de la Guerra Civil española, también emitidos por regiones, que se contaban por decenas. En las Américas, cuando llegaron los conquistadores, no existían las monedas (ni un aprecio especial por el oro o la plata) y la «moneda» local eran los granos de café, piedras o conchas – no sé si hemos avanzado mucho, la verdad.

También había un par de microscopios digitales con los que examinar los billetes de los visitantes para buscar marcas de agua, marcas ultravioletas y ver todos los detalles con gran aumento, un montaje interactivo que le encantaba a todo el mundo.

Mis favoritas de la exposición son sin dudas las imprentas, de las que había varios modelos de distintas épocas. Una lástima que no hubiera más modelos o más modernos, pero esos seguro que estarán en el interior imprimiendo sellos, billetes de lotería y otros documentos. Se ve que la exposición cubre muy bien hasta la llegada del Euro, y aunque hay alguna vitrina posterior probablemente le vendría bien una modernización con las últimas décadas – incluyendo los avances tecnológicos modernos.

¡Ah! Y un recordatorio: hay que tener en cuenta que la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre se encarga también de todos los sellos, loterías, carnets de identidad, medallas conmemorativas oficiales y desde hace algunos años también de los certificados electrónicos de alta seguridad que usamos cada día en Internet.

§

El Museo Casa de la Moneda es totalmente gratuito y se puede visitar de martes a viernes de 10.00 a 17.30 y también los sábados, domingos y festivos de 10.00 a 1400. Está situado en la calel Doctor Esquerdo, 36 (Madrid), Metros O’Donnell / Goya, autobuses 28, 30, 56, 71, 143 y Circular.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear