Por @Alvy — 3 de Octubre de 2015

Dicen que si algo es concebible existirá en Internet así que no es raro encontrarse a los expertos en cámara superlenta, los Slow Mo Guys cortando en bonitas porciones postres de gelatina y dejándolos –ejem– listos para servir.

La verdad es que el efecto de «tiempo detenido» en tan peculiar textura es la mar de curioso.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear