Por @Wicho — 17 de Enero de 2006

Finalmente he tenido la oportunidad de probar Amarantine, el nuevo CD de Enya, en un PC con Windows XP SP2 y no he tenido ningún problema para reproducirlo en esa máquina ni para convertirlo en ficheros mp3, igual que sucedió con mi Macintosh con Mac OS X 10.4, con lo que parece claro que finalmente este disco no incorpora ningún sistema DRM.

De hecho en la discusión de Barrapunto Problemas con el nuevo disco de Enya, que fue la primera que encontré al respecto cuando lo compré, más usuarios han ido añadiendo sus comentarios diciendo que tampoco han tenido ningún problema con ese disco, por lo que o bien nunca incorporó sistema DRM alguno y radastan tuvo algún problema sin determinar con su máquina, o como él mismo apunta la discográfica sacó dos discos distintos con el mismo número de catálogo, uno con algún tipo de DRM y otro sin él.

Por supuesto el hecho de que en las tiendas convivan en las mismas estanterías discos perfectamente normales con discos que no se pueden reproducir en según que dispositivos y el que este disco, al menos en la edición que está a la venta en España con número de referencia 25646 2797 2 no tenga por ningún lado el logotipo de CD-Audio no hace sino liar las cosas, por lo que los compradores estamos con el moscardón detrás de la oreja a la hora de comprar un disco, en especial si nuestra intención es reproducirlo en el ordenador y/o en un reproductor de mp3.

Así, en lugar de evitar que se hagan copias ilegales de los disco, algo en lo que a todas luces fracasan, lo único que hacen los sistemas DRM es crear FUD y actuar como mecanismo anti-ventas.

Voy a acabar apuntándome a aquello que dice Enrique de que no hay que comprar música.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear