Logo Lainformacion.com
< Los Blue Angels en acción
I (x²+9/4y²+z²-1)³ -x³z³ … Math >

Generation Kill (serie de TV)

Generation Kill - HBO
Generation Kill, imagen de IMDB.com

3 estrellas: bien hecha, pero un poco demasiado larga Generation Kill. HBO 2008, creada por David Simon, Ed Burns, basada en el libro de Evan Wright. Dirigida por Susanna White, Simon Cellan Jones y Patrick Norris,

Durante la invasión de Iraq en 2003 casi 800 redactores y fotógrafos de distintos medios de todo el mundo tomaron parte en esta como periodistas embebidos en distintas unidades militares de las que participaron en la contienda.

Evan Wright fue uno de ellos y pasó aproximadamente dos meses con el 1er Batallón de Reconocimiento del Cuerpo de Marines de los Estados Unidos, una unidad que estuvo durante casi todo el tiempo en primera línea de la invasión y a menudo detrás de las líneas enemigas.

De su experiencia con ellos escribió tres artículos que fueron publicados en Rolling Stone, el primero de los cuales, The Killer Elite, ganó el National Magazine Award de 2004.

Más tarde Wright convertiría sus notas sobre esos dos meses con el 1er Batallón en el libro titulado Generation Kill, en el que los protagonistas principales son los miembros de la Compañía Bravo, el sargento Brad Colbert, el soldado de primera Harold James Trombley, el sargento Rudy Reyes, el teniente Nathaniel Fick, el sargento Antonio Espera, y el cabo Josh Ray Person.

El libro a su vez es la base de esta miniserie de 7 capítulos de algo más de una hora de duración cada uno producida por la HBO estrenada este mismo verano.

La serie arranca con los últimos días de preparativos para la invasión en Camp Mathilda en Kuwait y con la llegada del propio Evan Wright a la unidad, y luego sigue las andanzas de la unidad, siempre centradas fundamentalmente en lo que le pasa a la compañía bravo, ya que Wright iba en el coche del líder de la compañía, hasta que finalmente este se despide de del sargento Colbert y de sus hombres una vez que el ejército iraquí ha sido derrotado.

No soy ningún experto en el equipo de los marines ni conozco Iraq, pero diría que la serie, rodada en Sudáfrica, está magníficamente ambientada y que los efectos especiales están también muy logrados.

Por lo demás, es el relato de un SNAFU tras otro intercalado con las reacciones de los marines tanto en combate como en los interludios entre estos.

SNAFU = Situation Normal, All Fucked Up, Situación Normal, Todo Completamente Jodido, un acrónimo de uso muy habitual en las fuerzas armadas de los Estados Unidos.

Siempre escasos de suministros, en especial tras abandonar un camión de intendencia por órdenes del comandante de la unidad. Todos los mandos con graduación superior a teniente (incluyendo al sargento mayor) unos ineptos en mayor o menor grado a los que lo único que les interesa es hacer puntos con sus superiores para colgarse medallas, aunque sea a costa de atacar objetivos civiles que saben claramente que no son una amenaza o a costa de organizar misiones que se apartan por completo del procedimiento operativo estándar, como por ejemplo cuando la unidad recibe la orden de tomar al asalto un aeropuerto montada en sus Humvees, vehículos que no están diseñados para ese tipo de operación…

Si lo que cuenta la serie es cierto, parece una especie de milagro que los Estados Unidos consiguieran derrotar al ejército iraquí en tan poco tiempo y con un coste relativamente bajo en cuanto a bajas.

Generation Kill se deja ver, pero a mi modo de ver los siete capítulos, quizás con la excepción del primero, son todos un tanto repetitivos, y ojo, soy consciente de que a lo mejor eso es como fue la campaña, pero en ese caso probablemente habría estado mejor que hicieran capítulos más cortos o que dejaran la serie en cinco capítulos.

Por ahí he visto comparaciones de esta serie con Hermanos de sangre, también de la HBO, pero para mi Hermanos de sangre es mucho mejor, en especial porque cada uno de sus capítulos trata un tema un poco diferente dentro de lo que fue la campaña de la compañía Easy del 506 Regimiento de Paracaidistas, lo que evita que se haga tan repetitiva como esta.

Un par de avisos para terminar:

Uno, el inglés que se habla en la serie es difícil de seguir por la cantidad de tacos y expresiones de slang que usan los protagonistas, todo ello complicado porque por en medio se mezcla terminología militar y por el hecho de que a menudo se trata de comunicaciones por radio que suenan bastante a lata.

Dos, hay escenas muy fuertes en lo que se refiere a las víctimas civiles del conflicto, en especial algunas en las que se ven implicados niños.