Por Nacho Palou — 29 de Febrero de 2016

Investigadores del Instituto Tecnológico de Georgia han desarrollado un brazo robot —un wearable en toda regla— que permite a un baterista tocar la batería usando un tercer brazo.

Este tercer brazo se acopla al hombro del batería y se maneja mediante gestos. También se mueve e interviene en la interpretación por sí mismo, según la música o el ritmo que está sonando y dependiendo del resto de instrumentos que se tocan. Por ejemplo, cuando el batería dirige su brazo para tocar la caja entonces el brazo robot automáticamente se dirige hacia y toca el tambor.

Compartir en Facebook  Tuitear