Por Nacho Palou — 20 de Diciembre de 2011

Cuando se anunció el iPad hace ahora casi dos años, Eric Schmidt, entonces CEO de Google, afirmó «no encontrar diferencias entre un teléfono grande y un tablet».

Aunque ya parece haberlas encontrado porque da a entender que Google sacará su propio tablet en unos meses.

O eso es lo que se está interpretando mayoritariamente de unas declaraciones aparecidas en italiano en el Corriere della Sera que en realidad no dicen eso exactamente (podría referirse a Motorola o a otros fabricantes), a pesar de todas las esperanzas que está alimentando.

Como sea, de ser cierto que Google prepara su propio tablet (tampoco sería descabellado, ya lo hace con sus smartphones Nexus fabricados primero por HTC y actualmente por Samsung), quedaría por ver qué diferencia supone que lleve la marca Google respecto a lo que ya hay, Android 4.0 aparte. O si será más de lo mismo.

Porque de momento en lo que a los tablets Android 3.0 Honeycomb se refiere lo de menos es la marca: todos ellos gozan por igual del don de la invisibilidad.

El Motorola Xoom, por ejemplo, es de los mejores tablets que hay. Pero se ve claramente lastrado por Android 3.ya-lo-terminaré-después, que es la aportación que hizo Google al bluf resultante.

En cualquier caso sería muy bienvenido porque las ganas son ver un tablet -que no sea el Kindle Fire- dar guerra, de una vez.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear