Por Nacho Palou — 11 de Mayo de 2015

A self-organizing thousand-robot swarm, un ejambre de 1024 robots extremadamente simples que se organizan entre ellos comunicándose por infrarrojos para formar formas más o menos complejas,

Del mismo modo que miles de millones de células individuales forman un organismo inteligente o igual que un millar de estorninos forman grandes bandadas en el cielo, los kilobots demuestran cómo a partir de partes relativamente simples en masa surge la complejidad. Este desarrollo supone un avance importante en el desarrollo de la inteligencia artificial colectiva.

Kilobots-1024-Robots-Organizados
Los Kilobots son robots muy simples y baratos diseñados para el desarrollo de inteligencia artificial colectiva. Foto: Mike Rubenstein y Science/AAAS.

Inicialmente los Kilobots realizan tareas poco sofisticadas, como formar figuras bidimensionales, como letras y formas: a partir de una imagen transmitida por los investigadores ellos solos se las apañan para organizarse y colocarse de tal modo que reproducen la imagen mostrada — cooperando para alcanzar el resultado deseado y arreglando las imperfecciones que surgen hasta alcanzar su objetivo de la forma más rápida y eficiente.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear