Por @Alvy — 21 de Diciembre de 2012

Empieza a sentir el miedo de nuevo. Esta versión de nuestro robot medio vaca, medio caballo favorito, el LS3 (a.k.a. Big Dog), ahora viene de serie con: control por voz, mejor estabilidad y maniobrabilidad, toma de decisiones propias en el modo «sígueme», recuperación automática tras caer rodando, anclaje más preciso de los pies al suelo en terreno rugoso y la posibilidad de maniobrar en entornos urbanos.

Compartir en Facebook  Tuitear