Por @Alvy — 26 de Noviembre de 2015

Esta idea de Chaotic Moon Studios no es exactamente nueva pero parece bien implementada y sobre todo «contada»: circuitos que pueden pegarse a la piel como si fueran tatuajes y que incluyen todo lo necesario para tomar algunas de las constantes vitales, tales como temperatura, frecuencia cardíaca, nivel de azúcar, etc. de forma nada invasiva – e incluso simpática.

La información de estos Tech Tats –que de momento están en fase conceptual o de prototipo– se transmite entonces vía Bluetooth o wifi a cualquier smartphone y… ¡listo! Ya tienes un sistema de control y mínimo autodiagnóstico para tomarle la temperatura a un niño o ver si a alguien se le ha «disparado el azucar» o la frecuencia cardíaca.

Eso sí, llamarlos «tatuajes tecnológicos» me parece un poco exagaradillo y marketroide, la verdad: tal y como puede verse son de quita y pon y funcionan exactamente igual que las calcomanías de toda la vida: colocar, mojar con agua y una servilleta y esperar. Aunque claro, llamarlas «calcomanías biototecnológicas» o «TechCalcos» no sería lo mismo y Tech Tats queda mejor.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear


Economía Digital Netflix sabe más de ti de lo que crees Netflix sabe más de ti de lo que crees La app que evita el despilfarro de alimentos Facebook producirá series para competir con Netflix y Amazon El turismo sí puede ser sostenible La letra pequeña del fin del roaming puede amargar las vacaciones