Por @Alvy — 22 de Diciembre de 2007

Este es un resumen de ciertos aspectos que en mi opinión suelen infravalorarse de los weblogs. Se refiere especialmente a los blogs de tipo «filtro» más que los «diarios» o «apuntes temáticos» (según lo que sería la tradicional clasificación de The Weblog Handbook, aunque para muchos weblogs sea un tanto difusa).

Aparte de la utilidad propia para la que fueron concebidos o lo que aporten personalmente a cada creador, muchos weblogs también ofrecen ciertos aspectos interesantes que por lo general no se valoran lo suficiente o pasan completamente desapercibidos (incluso a veces para sus propios creadores). Destacaría estos:

  1. Descubrimiento de nuevos contenidos. Enlazar, citar y republicar son características básicas de muchos blogs. Sin esos enlaces y citas no todo el mundo podría descubrir fácilmente los sitios tan interesantes que existen por ahí.
  2. Recomendación de información interesante. Medios tradicionales y enciclopedias publican vastas e inacabables cantidades de información. Una simple indicación o «enlace de atención» es tan valioso a veces como un contenido original.
  3. Filtrado por parte de expertos. A veces surgen cientos de anotaciones o páginas sobre un mismo asunto. Los blogs de expertos las filtran tras haber revisado todo el material, eliminando el ruido y centrándose en las que más aportan y son genuinamente interesantes, según su criterio.
  4. Síntesis de información voluminosa o compleja. Muchos temas interesantes son tratados de forma extensa pero farragosa. Los blogs con capacidad de síntesis, incluso a base de copiar-y-pegar párrafos selectos de otros, suelen ser de ayuda. Algunos llegan a resumir un «largo rollo» en un titular.
  5. Traducción desde otros idiomas. Es fácil olvidar que no todo el mundo domina el inglés u otras lenguas. Muchos blogs que en apariencia «simplemente traducen» hacen una gran labor social, especialmente para los más jóvenes, y a veces sirven como puentes a otras comunidades.
  6. Recuperación de material antiguo o minoritario. Muchos temas son tratados en diversas épocas o están orientados originalmente a un público minoritario o reducido. Un apunte en un blog y un enlace pueden darlos a conocer de nuevo, o hacerlos llegar a un sector de lectores más amplio.
  7. Transmisión de reputación. Enlazar en la Web hace que las páginas que reciben los enlaces mejoren su reputación sobre el tema tratado. Se anima a los demás a leerlas a través de los hiperenlaces y se vuelven más visibles y «encontrables» con el tiempo. Incluso los blogs que «simplemente enlazan a otros» hacen más útil la Web como red de hipertexto.
  8. Divulgación mediante el uso de un lenguaje sencillo. En asuntos de tipo científico, técnico, económico o legal no siempre es fácil encontrar el tono adecuado para el tema tratado. Algunos blogs reescriben lo mismo que trataron otros, pero de forma divulgativa: de ese modo una idea o tema original puede llegar a mucha más gente o de forma más amena.
  9. Añadir conversación donde no la hay. Muchos autores plantean sus blogs como plataforma para debatir asuntos con los amigos o un círculo de lectores. Basta un enlace a otro sitio para que se genere una charla temática donde a veces surgen aportaciones interesantes. En ocasiones es más relevante esa conversación que la información original.
  10. Valoración personal. Un enlace con un breve comentario personal, explicando si algo merece la pena o no, puede ser valioso en sí mismo. Sobre todo porque se suele leer a quien escribe confiando en su criterio y conociendo su contexto.
Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear