Por Nacho Palou — 16 de Octubre de 2008

Invernaderos Almeria
Invernaderos en Almería, entre Roquetas del Mar (derecha) y Almerimar. Toda esa superficie reflectante podría estar reduciendo la temperatura local del aire en 0,3 grados por década.
Foto: NASA Earth Observatory.

Me ha llamado la atención el estudio mencionado en New Scientist que se refiere a como las grandes extensiones de invernaderos existentes en Almería -esas enormes superficies de cultivo, principalmente de tomates, cubiertas con plásticos blancos- podrían estar causando la reducción local de la temperatura media del aire.

Según cuentan en The greenhouse effect that may be cooling the climate desde los años 70 los pastos semi áridos de Almería se han ido reemplazando con invernaderos para cultivar verduras. Actualmente la superficie de invernaderos en aquella región, la superficie del "mar de plástico", es de unas 30.000 hectáres, la más grande del mundo que es claramente visible en las imágenes de satélite.

Almeria Greenhouses
Greenhouses in Almeria. Conversión del suelo de Almería a la agricultura con invernaderos entre los años 1974 y 2000. Foto NASA, fuente IberiaNature

En el estudio Invernaderos y cambio climático realizado por el investigador Pablo Campra, de la Universidad de Almería, se han medido y analizado las temperaturas en distintos terrenos de la provincia. Y se detectó que en las zonas donde hay invernaderos la temperatura del aire ha descendido una media de 0,3 grados por década desde 1983 (la media para España es de un incremento de 0,5 grados por década).

Balance invernaderos Almeria
Balance energético de la superficie. Radiación UV-visible entrante y reflejada (media anual en vatios por hectárea).
Fuente: Pablo Campra, Invernaderos y cambio climático.

Cada una de las 30.000 hectáreas de invernaderos refleja al espacio una potencia de unos 580.000 watios de media anual, con máximos en verano de casi 1 millón de watios, mientras que una hectárea "erial a pastos" sin invernadero devuelve tan sólo 380.000 watios de potencia media anual.

Esta diferencia de insolación se denomina forzamiento sobre clima.

El Dr. Campra cree que la causa en el descenso de la temperatura se debe a la existencia de tal cantidad de superficies reflectantes, aunque admite que dada la novedad de su línea de investigación "las evidencias son aún limitadas y deben llevarse a cabo estudios complementarios que continúen sosteniendo o bien consigan refutar esta hipótesis".

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


Pensar rápido, pensar despacio

EUR 8,54

Comprar


Being a Dog: Following the Dog Into a World of Smell

EUR 12,99

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección