Por Nacho Palou — 17 de Abril de 2009

Police delete London tourists' photos 'to prevent terrorism' es una historia que se pasa del absurdo llega a lo estúpido y aún sigue con inercia para ir más allá en la infinita escala de la estupidez humana,

Después de hacer algunas fotos el turista austriaco Klaus Matza fue informado de que realizar fotografías en el transporte público londinense estaba "estrictamente prohibido" [lo que no es cierto]. El policía tomó los datos del Matza y de su hijo menor, que fue obligado a borrar las fotografías que había hecho.

Lo de «prohibir fotografías por cuestiones seguridad» es tan estúpido como que el que quiera tomar fotografías lo podrá hacer gracias a las mini cámaras que cuestan dos duros y son prácticamente invisibles; es improbable que alguien que está haciendo fotografías abiertamente (más aún si utiliza una cámara vistosa, como una réflex) y más aún lo es que el que está dispuesto a ser un cretino deje de serlo porque no pudo hacer una foto para planificar su crimen.

Rescue Pro de SanDiskTambién sucede que de una tarjeta borrada se pueden rescatar un buen número de fotografías, si no todas, con programas de recuperación como RescuePro del fabricante de tarjetas SanDisk.

Un poco de canto, pero viene a colación esta meditación:

Desde el 11 de septiembre han muerto en EE UU unas 3.000 personas (civiles) por acciones terroristas... y unos 10 millones debido a otras causas tales como el cáncer, las enfermedades relacionadas con el tabaco, enfermedades del corazón, errores médicos, diabetes, fumadores pasivos... ¿Cuál es la verdadera amenaza entonces?

(Vía MeFi.)

Anotaciones relacionadas:

Compartir en Flipboard Tuitear

PUBLICIDAD




Un libro de @Alvy y @Wicho

Se suponía que esto era el futuro | un libro de Microsiervos, por Alvy y Wicho

Se suponía que esto era el futuro
Ciencia, tecnología y mucho más
www.microsiervos.com/libro


PUBLICIDAD