Por @Alvy — 20 de Octubre de 2016

One Woman Army hace bueno su título en forma de cortometraje de acción con actores reales y toques épicos de videojuego. Lo más curioso: está grabado en buena parte con drones: casi todo el presupuesto (unos 2.500 dólares australianos) se lo gastaron en pilotos de drones, maquillaje y efectos especiales, por no olvidar… ¡la comida del cáterin!

Toda una demostración de que si consigues localizar un edificio en construcción y echarle imaginación puedes obtener un resultado realmente curioso y de buen nivel cinematográfico.

(Vía Fury Fingers + Geeks are Sexy.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

Microsiervos Selección


How Not to be Wrong: The Hidden Maths of Everyday Life

EUR 12,69

Comprar


The Quick Brown Fox Jumps Over The Lazy Dog: Typeface Memory Game

EUR 33,00

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección