Por Nacho Palou — 5 de Julio de 2018

La última versión del robot Cheetah, la tercera, es capaz de sortear obstáculos y subir y bajar escaleras sin utilizar cámaras de visión artificial ni sensores para analizar el entorno de forma remota.

En cambio Cheetah 3 utiliza lo que los investigadores llaman "locomoción ciega" que es algo parecido a extender los brazos en una habitación oscura para avanzar utilizando el tacto y no la visión.

El objetivo de este desarrollo consiste precisamente en hacer posible que el robot pueda moverse en entornos difíciles y peligrosos como zonas de desastre.

Hay muchas situaciones imprevistas en la que un debería resultar útil sin depender demasiado de la visión y de que la luz y entorno sea el adecuado para que funcionen los sistemas y sensores artificiales, dice el diseñador del robot, Sangbae Kim.

"La visión puede ser escasa, poco poco precisa y a veces simplemente inexistente. Si confías demasiado en la visión el robot tendrá que ser muy preciso en sus movimientos y al final resultará lento. Así que hemos hecho que el robot dependa más de la información táctil y de esa manera sortear los obstáculos imprevistos a más velocidad".

Relacionado,

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear