Por @Alvy — 23 de Abril de 2013

El Grasshopper (Saltamontes) de SpaceX ha hecho un nuevo «vuelo de prueba» (o «salto de prueba» casi habría que decir) alcanzando grácilmente con su salto los 250 metros de altura - más del triple que los 80 metros a los que había llegado hasta ahora.

Además de eso la toma aérea del pedazo pepino grabada desde un hexacóptero es genial.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear