Por @Alvy — 20 de Marzo de 2017

El museo Hirshhorn de Washington DC acoge una exposición artística de la jaoponesa Yayoi Kusama, bajo el título Infinity Mirrors. Las obras están expuesta por lo general dentro de habitaciones de espejos, que crean un curioso efecto de profundidad hasta el infinito como cabría esperar.

Una de las muchas obras allí expuestas es la que se ve al comienzo del vídeo de I Hit de Button, titulada Aftermath of Obliteration of Eternity (2009) con estructuras luminosas y unos efectos entre lo imposible, lo mágico y lo galáctico difíciles de igualar.

En otras de las salas, como se puede ver en este vídeo de Valerie Jennifer hay bolas luminosas, mirillas que dan acceso a otras habitaciones infinitas e incluso habitaciones con manchas de colores donde no está muy claro si todo es realidad o efectos de imágenes reflejadas.

Definitivamente curioso y digno de ver, para quien le pille cerca.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear