Por @Alvy — 7 de Septiembre de 2017

Relojes Complejos

En Needlessy Complex («innecesariamente complejos») fabrican artesanalmente relojes mecánicos de una complejidad más allá de lo recomendable. Y funcionan.

Algunos están llenos de engranajes, correas de transmisión o cadenas; otros utilizan velocímetros u otros mecanismos para inspirarse en su aspecto.

Dicen que el más popular es el llamado Planetario de doble cadena, pero los otros también están muy bien. Su precio, eso sí, también es algo fuera de lo corriente: de 250 dólares en adelante, un pequeño lujo para los auténticos locos de la relojería y el arte.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear