Por @Alvy — 14 de Febrero de 2007

Stephen Dubner explica en el blog de Freakonomics que según sus datos entre el 30 y el 70 por ciento de los premios de las loterías no se cobran porque no son reclamados por nadie, al menos en Estados Unidos. Este dato podría ser más o menos equivalentes a «la mitad de los premios de lotería se los queda quien organiza.» Hay un artículo con más información en el New York Times, Millions in Lottery Prizes Go Unclaimed donde se citan algunos casos como un premio de 14 millones en Illinois que nadie cobró en 2005 y otro de 52 millones en Indiana en 2002. En general son los premios pequeños o intermedios los que no se reclaman, más cercanos a los miles de dólares que a los millones. Esos premios, denominados lottery breakage pasan a las arcas de los organizadores de las loterías, una situación que sin duda se da en todos los países. El artículo también habla de un «desafortunado» acertante que en 1996 perdió seis millones de dólares por presentarse tres días tarde. «Las reglas son las reglas», le dijeron.

Todo esto lo enlaza Dubner con el curioso dato acerca de 8.000 millones de dólares anuales en cupones descuento que tampoco nadie utiliza. Esos cupones-descuento no son tan populares en España como en EE.UU., donde son muy comunes y de uso diario.

No sé si alguien tendrá datos sobre cuantos premios de loterías se quedan sin cobrar en España, pero estaría interesante saber si los porcentajes son parecidos. Desde luego a ese dato no le dan nada de publicidad.

Actualización: Antonio me recordó por correo el famoso Fraude de la ONCE (Revista Capital, 2002), un caso complejo en el que parte del fraude consistía en que aunque algunos premios «supermillonarios» no tocaban y la ONCE se quedaba el dinero (dentro de lo esperable), la organización informaba de que sí tocaban, e inventaban nombres de ganadores e incluso ciudades agraciadas para animar a los jugadores. Se descubrió por la información disponible que ciertos números habían sido devueltos sin vender y que por tanto nadie podía haberlos cobrado.

Actualización (28 de febrero de 2007): Coke calculó los datos para España (ONLAE) restando el dinero repartido del que deberían haber repartido según figura en los anuarios publicados (hasta 2005). El dato que le sale es que no se cobraron unos 420 millones de euros, equivalentes al 7 por ciento más o menos de todo lo que se debería haber repartido.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear