Por @Wicho — 9 de Mayo de 2009

La administración de Barack Obama acaba de encargar una evaluación externa del programa espacial tripulado de la NASA en la que se echará un vistazo a:

  • El proyecto Constelación, que tiene como objetivo sustituir los transbordadores espaciales por los cohetes Ares y la cápsula tripulada Orión en 2015, pero que está sufriendo problemas de desarrollo y que podría retrasarse. De hecho, hace poco se anunciaba que se daría prioridad a la versión para cuatro tripulantes de la cápsula Orion frente a la de seis para intentar cumplir con la fecha prevista de entrada en servicio. Se estudiará el diseño actual y posibles alternativas.
  • Qué pasará en los cinco años que van entre la retirada del servicio de los transbordadores, prevista para 2010 y la citada entrada en servicio de la cápsula Orion, periodo durante el que los Estados Unidos tendría que depender de Rusia para poner astronautas en órbita.
  • La participación de la agencia en el uso de la Estación Espacial Internacional más allá de 2015.

La Casa Blanca quiere tener el informe listo para agosto para poder decidir a partir de entonces si se está procediendo de la manera adecuada, aunque mientras tanto se seguirá adelante con los programas Ares y Orion, que le están costando unos 300 millones de dólares al mes.

(Vía MSNBC.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear