Por @Wicho — 15 de Abril de 2007

Tal y como se sospechaba desde hace ya algún tiempo, el equipo que investiga la pérdida de la sonda Mars Global Surveyor de la NASA ha confirmado este pasado viernes que un error de programación fue el que puso en marcha la serie de fallos que desembocaron en el fallo total de la sonda: Human error doomed Mars craft.

Al parecer el pasado mes de junio se envió a la MGS un comando que tenía como objetivo cambiar la orientación de la antena principal de comunicaciones de la sonda, pero fue enviado a una dirección equivocada, lo que provocó un error en la posición de los paneles solares que generaban la electricidad que hacía funcionar la sonda.

Este error fue haciéndose cada vez mayor hasta que el pasado 2 de noviembre el software de a bordo consideró que los paneles se habían bloqueado y entonces puso a la sonda en modo seguro, con la mala fortuna de que con eso dejó una de las baterías directamente expuesta a la luz solar.

Esto a su vez hizo que la temperatura de la batería fuera aumentando, lo que en este caso el software de a bordo malinterpretó como una sobrecarga, por lo que desactivó el sistema de carga de las baterías para intentar protegerlas, con el efecto de que en 12 horas estas se quedaron sin carga, sellando así la suerte de la Mars Global Surveyor.

A la vista de todo esto, y más allá del detalle del fallo inicial que podría haber sido resuelto de haber sido detectado a tiempo ya que ocurrió meses antes de la pérdida de la sonda, el equipo investigador ha concluido por una parte que los procedimientos seguidos desde el control de la misión «eran inadecuados para dar con los errores que ocurrieron», y por otra que el sistema automático de protección de la Mars Global Surveyor en lugar de cumplir con su misión acabó con ella, todo esto en un clima de recortes de presupuestos y personal para «operar la misión de la manera más económica posible», lo que ha llevado a los responsables del programa de exploración de Marte del JPL a iniciar un profundo análisis de todas las misiones activas para intentar que no les pase algo similar con otra de las sondas que aún operan en Marte.

(Vía Slashdot.)

Actualización: Carlos, que también ha publicado una explicación muy buena del caso en Un fallo de punteros acabó con la Mars Global Surveyor, nos pasa el enlace al informe oficial, Mars Global Surveyor (MGS) Spacecraft Loss of Contact [PDF 28 KB].

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear