Por @Wicho — 27 de Abril de 2010

Se ha montado un cierto revuelo con la detección de la llamada «Partícula Belleza» en el Gran Colisionador de Hadrones, compuesta por un antiquark fondo y un quark arriba, tal y como se puede leer en 21 April 2010: First reconstructed Beauty Particle.

Representación de la detección - LHCb
Representación de la detección - LHCb

No es la primera vez que se detecta un quark fondo, pues su existencia se confirmó en el Fermilab ya en 1977 tras haber sido teorizada su existencia en 1973, pero sí la primera vez que se detecta un antiquark fondo.

Pero la importancia de esta detección en realidad está en que lo que hace es confirmar que las colisiones que se producen en el LHC son capaces de generar este tipo de partículas y que el instrumento LHCb es capaz de detectarlas.

Se espera que los datos que se obtengan en el futuro de las observaciones realizadas con este experimento permitan a los físicos ahondar en nuestro conocimiento acerca del origen del universo.

En concreto, el modelo estándar de la física de partículas postula que cada vez que se crea materia, como sucedió en el Big Bang, se debe crear una cantidad igual de antimateria, pero resulta que hoy en día no vemos por ningún lado toda esta antimateria, y no tenemos explicación para ello, con lo que estudiar cómo las partículas de antimateria desaparecen en el LHCb debería poder ayudarnos con esto.

La detección de esta partícula, para lo que fue necesario tomar datos de 10 millones de colisiones de unos protones contra otros, también ha servido para confirmar, por cierto, una vez más, que la famosa ecuación E=mc2 de Einstein es válida.

Pero ciertamente en el LHCb necesitan alguien como Alpine Kat para explicar estas cosas en cristiano.

(Gracias por ayudarme a aclararme con esto, MiGUi y osonando; gracias por el aviso *-_ChÜn_-*).

  • 7 TeV @ LHC, puesta en marcha del LHC y primeras detecciones de colisiones.
Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear