Por @Wicho — 13 de Septiembre de 2013

La Voyager1 saliendo de la heliosfera
Impresión artística de la Voyager1 saliendo de la heliosfera

Después de años diciendo que sí y luego que no uno ya no sabe si tomarse muy en serio los repetidos anuncios de la NASA de que la Voyager 1 ha abandonado el sistema solar.

De hecho acaban de publicar otra nota de prensa en la que afirman, una vez más, que tal cosa ha sucedido titulada Voyager 1 Has Left the Solar System.

Claro que en realidad depende de lo que consideres que es el sistema solar y de hecho desde el Laboratorio de Propulsión a Chorro, que es el encargado de gestionar la misión, insisten en que en realidad la Voyager 1 no ha salido del sistema solar sino de la heliosfera y que aún le queda mucho para pasar la nube de Oort, que forma parte del sistema solar.

La heliosfera es la región del espacio en que está bajo la influencia del viento solar, y analizando los efectos de las eyecciones de masa coronal con los instrumentos de la Voyager 1 el consenso parece estar ahora en que esta cruzó la frontera entre esta y el espacio interestelar el 25 de agosto de 2012.

Peeeero…

Aunque suene un poco raro la Nube de Oort, un montón de cometas que comienza a unas 2.000 ó 5.000 unidades astronómicas del Sol –una UA es la distancia media entre la Tierra y el Sol– y que se puede extender hasta unas 100.000 UA, es también considerada parte del sistema solar, tal y como explica Veronica McGregor, la responsable de comunicaciones del JLP, en reddit.

Y a la velocidad que va la Voyager 1 aún le quedan 200 ó 300 años para entrar en la Nube de Oort, y puede que unos 30.000 hasta salir por el otro lado.

Así que no, la Voyager 1 no ha salido del sistema solar, pero sí ha alcanzado el espacio interestelar, que curiosamente forma parte de nuestro sistema solar.

De hecho, la nota de prensa del JPL, NASA Spacecraft Embarks on Historic Journey Into Interstellar Space, no dice para nada que la Voyager 1 haya salido del sistema solar.

Se ve que a la NASA, como en otras ocasiones, le ha podido más un buen titular que contar la verdad, ahora que lo que es indiscutible es que es lo más lejos que hemos llegado nunca.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear