Por Nacho Palou — 7 de Noviembre de 2009

Según la Federación Internacional de Billar una bola de billar debe medir 5,715 cm y no puede tener irregularidades de más de 0,013 cm. Es decir, la relación entre el tamaño de la bola y sus posibles irregularidades es de 0,013/5,715 = 0,002.

Aplicando esa relación a la Tierra, que tiene 12.735 kilómetros de diámetro de media (12.735 x 0,002) significaría que la irregularidad máxima permitida sería de 29 km.

Dado que el punto más alto es el Everest con 8,85 kilómetros y el más bajo (midiendo desde la superficie) es la Fosa de las Marianas, con unos 11 kilómetros de profundidad, la rugosidad de la Tierra está dentro de las tolerancias permitidas en las bolas de billar, aunque conviene matizar que la Tierra no es tan redonda como lo suelen ser éstas. Fuente: Ten things you don't know about the Earth, vía Ciencia Microsiervos.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear