Por Esther — 13 de Abril de 2010

Langenegg , un pueblo austríaco de 1.100 habitantes, no tenía transporte público pese a que sus vecinos tienen una elevada movilidad obligada. Era el imperio del coche particular.

Sin embargo, el Ayuntamiento no tenía ningún vehículo y el coste por los desplazamientos del personal era elevado. Hasta que se les ocurrió comprar un coche de biodiesel y alquilarlo a los propios vecinos.

Lo llaman el Cincuenta , por suponer el 50% de costes, contaminación, consumo de espacio público y de energía. El precio del kilómetro- 0,25 céntimos- incluye los gastos de mantenimiento del coche y está estipulado qué pasa en caso de accidente, multas y otros incidentes.

El personal municipal sólo puede coger su propio coche si el Cincuenta no está libre y los vecinos, si se hacen socios, pagan algo menos y tienen más facilidades de reserva.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

5 comentarios

#1 — Drogui

Aqui en Barcelona tenemos el Car-Sharing, yo hice calculos y no me salia a cuenta (ademas comparto coche con mi hermano). Pero es una buena iniciativa. Es mas, tengo que volver a mirarmelo.

http://www.avancar.es/es/index.asp

Veo en la web que lo han ampliado a Sabadell, Granollers i Sant Cugat del Valles.

#2 — Alfonso

O sea, tienen solamente UN coche para todos los funcionarios municipales? Cómo hacen entonces cuando más de un par de personas necesitan usar el auto? No me queda para nada claro.

#3 — Midi

Desde luego, si un pueblo de 1.100 habitantes puede permitirse un coche de biodiésel, las grandes ciudades deberían aplicarse el cuento y promover nuevas formas de transporte y de energía dando ejemplo.

#4 — Esther

#1 Drogui: Sí está muy bien esa opción, pero es echar cuentas del gasto anual del coche y de las veces que lo usas. Incluso hay de furgonetas. Pero un hermano es mejor que una empresa, claro ;-)

#2 Alfonso: Sí, sólo tienen ése...pero es que antes no tenían ninguno. Así que si lo necesitan al mismo tiempo, supongo que deben coordinarse los viajes o coger el suyo propio, opción que también tienen si el 50 ya lo han cogido los vecinos.

#3 Midi Se lo pueden permitir porque se ahorran los kilometrajes de antes y porque lo alquilan. Estoy contigo con lo echarle más imaginación al transporte, en NY los propios taxistas animan a compartir taxi desde hace poco, por ejemplo....

#5 — Coches

Hombre, la idea a priori no parece mala, pero ¿Sólo un coche???? Qué locura, jajaja.