Por Nacho Palou — 12 de Febrero de 2009

Hotel ilegal cubierto

Activistas de Greenpeace comenzaron a cubrir desde primera hora de esta mañana la fachada del hotel de 20 plantas construído ilegalmente en El Algarrobico en Carboneras (Almería), dentro del Parque Natural.

La acción se acompaña de una pancarta de 370 m2, con el mensaje "Parque Natural sin hotel ilegal".

Hotel ilegal cubierto

Greenpeace hace 'desaparecer' El Algarrobico para denunciar que Medio Ambiente frena su expropiación - "A pesar de todas las sentencias sobre la ilegalidad del hotel de El Algarrobico, el Ministerio que se supone debe defender el Medio Ambiente ha decidido paralizar la recuperación de los 100 primeros metros de playa" ha declarado Pilar Marcos, responsable de la Campaña de Costas de Greenpeace

Por si el tema de la demora del derribo del hotel no fuera suficiente, aún habiéndose declarado ilegal y debiéndose haber expropiado hace años la promotora del hotel ilegal nunció que emprenderá acciones legales contra la Greenpeace por un presunto delito de allanamiento.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

9 comentarios

#1 — Estampida

Primero que se les juzgue a ellos por 'allanar' la costa y el parque natural y luego se vea si deben proceder las acciones contra Greenpeace por el allanamiento del hotel.

Hasta 12 jueces han declarado ilegal este 'hotelito' pero ya sabemos todos como funciona la 'justicia' en este país... La ley de costas prohibe edificar a menos de 100 metros de la costa, este hotel ESTA A 14 METROS!! y en mitad de un parque natural, seamos sensatos...

Ánimo Greenpeace, yo me he sumado voluntario al derribo, la victoria esta cerca.

#2 — Pedro

Me gustaria pensar que lo han cubierto con algun tipo de material biodegradable... y que no han comprado miles de metros cuadrados de plastico no biodegradable que luego tiraran a cualquier vertedero .. para que este ahi, incorrupto .. durante miles de años...
Coherencia.... hace falta

#3 — noe silva

es fácil criticar,
pero el plástico
se puede reciclar.

#4 — Nacho

Hombre Pedro #2, me parece que ese jucio que haces sobre dónde tirarán después lo que sea que utilizan (tela, fibra o plástico, yo no lo sé) realmente está de más...

...lo dejo aquí porque la simpática respuesta de #3 noe silva lo dice todo.

#5 — citacelebre

Claro ejemplo de que algo falla en la justicia española

#6 — Carlitos

¿Cuánto nos puede costar tirar el Hotel?
En dinero, bastante. En tiempo, más aún.
-Si lo que se pretende es dejar ese trozo de Parque tal y como estaba antes de la obra, la empresa es muy complicada, por no decir imposible. Habría que derruir, separar, clasificar e intentar reciclar (al menos llevar a un "punto limpio") miles de toneladas de los más diversos materiales; amén de repoblar el terreno roturado con especies autóctonas, algunas en peligro de extinción. Eso daría empleo a unos cuántos asesores (monitores) medioambientales que se están formando en la localidad y a diversas empresas de demolición y transporte, lo que no estaría mal del todo.
-Otra opción pudiera ser utilizar la ingente cantidad de habitaciones y dependencias en fines sociales: sedes de ONG's, locales cedidos a asociaciones de la zona, aulas de educación ambiental, centros de estudio del Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar, Esta idea tendrá sus defensores y detractores, pero sería una alternativa.

Lo que está claro es que la empresa constructora no va a poder explotarlo, máxime ahora que el la Zona Marítimo Terrestre se va a ampliar (si es que no lo ha hecho ya) hasta los 200 m. Esta tercera alternativa sería un verdadero varapalo a la Justicia española y una bocanada de aliento a los futuros estafadores inmobiliarios del nuestro amado litoral.

Respecto a la acción de GreenPeace, aunque llamativa mediáticamente hablando, no deja de ser la pataleta de un niño que ve una mole desprotegida y no ve una chimenea que lanza miles de toneladas de CO2, porque quema más de dos millones y medio de toneladas de carbón al año, una empresa cementera que contamina el Parque Natural con los humos que salen por sus chimeneas, cuyos filtros fallan cada vez que sopla el viento de Levante o un vertedero ilegal de escombros, todo ello a pocos kilómetros, hacia el oeste, en la localidad a la que pertenece este famoso "Hotel Ilegal".

Siento no haber sido todo lo objetivo que se puede desear pero, desgraciadamente, este tema me toca de cerca, ya que vivo en Carboneras.

Un saludo.

#7 — Carlos

Yo siento que me van a llover criticas, pero soy de los que piensa que el hotel deberia quedarse.

Tendriamos trabajo, que hoy poir hoy no sobra.
¿Impacto el hotel? como dicen por aqui, impacto la central termica que esta muy cerca.

Eso si, juzgar a los sinverguenzas que haga falta por no hacer las cosas bien.

#8 — Ayeljary

La verdad es que es vergonzoso que se permitiera eso ahí. Pero lo que sí que hay que reconocer es que debe ser una pasada tener una habitación en ese hotel...

#9 — Luisma

Buenas Carlitos #6,

Sin ánimo de generar polémicas y a título informativo te copio y pego el historico de Actuaciones de Greenpeace en el entorno del Cabo de Gata... (son tres página):

CRONOLOGÍA DE LAS ACCIONES DE GREENPEACE EN CARBONERAS (ALMERÍA)

18 de enero de 1993. Greenpeace denuncia el grave daño al medio ambiente que provocará la ampliación (con un segundo grupo) de la central térmica de Carboneras

Diciembre de 1993. Primera acción de protesta de Greenpeace en la térmica de Carboneras, con el barco Moby Dick. Miembros de Greenpeace se encadenan en las instalaciones de descarga de carbón de la térmica.

19 de mayo de 1994. Un globo de Greenpeace en defensa del clima realiza una protesta ante la central térmica de Carboneras, protestando contra su ampliación.

13 de septiembre de 1994. Nueva acción de protesta de Greenpeace en la térmica de Carboneras, con el barco Rainbow Warrior. Greenpeace bloquea la descarga de un buque de carbón en protesta contra los planes de ENDESA de construir un nuevo grupo de 550 MW en la central térmica.

24 de enero de 1995. Greenpeace entrega en el Parlamento de Andalucía 10.000 firmas contra la ampliación de la central térmica de Carboneras.

2 de julio de 1996. Greenpeace deposita 500 kg. de carbón en la sede central de Endesa en Madrid como pago de la multa por la acción contra la central térmica de Carboneras en septiembre de 1994.

29 de agosto de 1996. Greenpeace demuestra a Endesa como producir energía limpia. acción de protesta del buque “Arctic Sunrise” contra la ampliación de la central térmica de Carboneras (Almería)

12 de septiembre de 1996. Greenpeace denuncia vertidos ilegales en el puerto de Endesa en Carboneras.

4 de febrero de 2002. Greenpeace pide al Gobierno que no autorice la nueva ampliación de la central térmica de Carboneras con un tercer grupo. Endesa pretende convertir esta central térmica en la mayor y más contaminante de España.

18 de marzo de 2002. El Parlamento de Andalucía rechaza la ampliación de la térmica de Carboneras.

15 de octubre de 2002. Greenpeace bloquea la entrada a la cementera de Holcim en carboneras para impedir que ésta consiga la autorización para incinerar residuos tóxicos peligrosos en su planta de Carboneras.

4 de mayo de 2005. Campaña del barco Arctic Sunrise: “Contra el cambio climático, exigimos energía limpia”. Greenpeace instala energía solar en la térmica de Carboneras para exigir a Endesa que no amplíe la central térmica.

6 de mayo de 2005. Aprovechando la visita del barco Arctic Sunrise a Almería, Greenpeace apoya la marcha convocada por las organizaciones ecologistas Amigos del Parque, Ecologistas en Acción, Grupo Ecologista Mediterráneo y Grupo Cóndor en defensa del Parque Natural Cabo de Gata-Nïjar.

20 de octubre de 2005. Greenpeace pide a la Junta de Andalucía que ejerza su derecho de compra de los terrenos adyacentes al hotel ilegal de El Algarrobico.

11 de noviembre de 2005. Greenpeace recoge ladrillos firmados contra el hotel de El Algarrobico y la destrucción del PN Cabo de Gata-Níjar en Sevilla, Granada y Almería.

16 de noviembre de 2005. Primera acción de Greenpeace contra el hotel ilegal de El Algarrobico. Greenpeace permanece 30 horas ocupando el hotel hasta que consigue que el Ministerio de Medio Ambiente publique en el BOE la delimitación del dominio público marítimo terrestre.

18 de enero de 2006. La Revisión de la Planificación de los sectores de Electricidad y Gas para 2005-2011 descarta nuevas plantas de carbón de importación. Greenpeace considera muy positiva la decisión de no ampliar la térmica de Carboneras. La organización pide a Endesa que definitivamente invierta en renovables.

20 de febrero de 2006. Greenpeace derriba simbólicamente una pequeña parte del hotel de El Algarrobico y lleva los escombros al presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves.

28 de febrero de 2006. Greenpeace presenta alegaciones contra el proyecto de central térmica de ciclo combinado en Carboneras.

12 de julio de 2007. El barco de Greenpeace Rainbow Warrior visita Carboneras y se realiza la tercera acción de protesta contra el hotel ilegal de El Algarrobico.

26 de noviembre de 2008. El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía suspende cautelarmente el nuevo Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) del PN Cabo de Gata-Níjar en lo referente a El Algarrobico a petición de Greenpeace. De esta forma se evita que el paraje pase a ser urbanizable.

18 de diciembre de 2008. Greenpeace presenta un recurso para anular definitivamente el nuevo PORN que legalizaría el hotel de El Algarrobico.
12 de febrero de 2009. Nueva acción de Greenpeace contra el hotel de El Algarrobico, que es cubierto con una tela de 18,000 metros cuadrados.

perdón por el rollo... :)