Por @Alvy — 23 de Agosto de 2017

Destin de Smarter Every Day se fue a Wyoming a ver el gran eclipse americano con unos amigos y un buen equipo fotográfico. Intentaban captar desde el mejor lugar el momento en que la Estación Espacial Internacional cruzaba casualmente por delante del Sol durante el eclipse, algo que ya tiene un alto mérito (la estación a veces también pasa frente a la Luna). Es lo que se llama un tránsito solar.

El asunto es que –aunque no lo parezca– el diámetro angular del Sol es muy pequeño, más o menos de medio grado. Y el movimiento de la Estación Espacial Internacional en la bóveda celeste es muy rápido. El otro día la vi durante la Noche de las Perseidas desde el parque del Planetario de Madrid y fueron apenas un par de minutos para recorrer toda la bóveda estrellada de lado a lado. Iba follada, por decirlo claramente.

Así que aunque cuando la Estación y el Sol coinciden tenemos a un objeto que pasa a toda velocidad por delante de un pequeño «agujerito» en el gigantesco cielo, en algo que dura un suspiro. Literal. Conseguir esa foto es más difícil que meter al proverbial camello por el ojo de la aguja. Pero la ciencia está del lado de los buenos fotógrafos, amiguitos.

En el vídeo puede verse ese momento exacto a partir de 03:00 y luego repetido (mejor) a partir de 03:10, con cuenta atrás incluida. Naturalmente se necesita estar en el lugar adecuado contar con un buenos telescopios, filtros, cámaras y una sincronización muy exacta para conseguir el premio gordo (a lo Thierry Legault, experto en estas cosas) y, como puede verse, da una alegría tremenda conseguirlo.

Relacionado:

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear