Por Nacho Palou — 3 de Agosto de 2016

Actualizado: al parecer las autoridades de la ciudad de Qinhuangdao han suspendido las pruebas —que se realizaban en un tramo de 300 metros— al surgir dudas sobre la gestión de las inversiones recibidas y algunos aspectos técnicos del proyecto. Ah, y porque donde se supone que debería estar la fábrica de los TEB ahora mismo pastan un puñado de ovejas: Chinese traffic-straddling bus hits wall of criticism.

La idea del TEB (Transit Elevated Bus), el tranvía que circula por encima de los coches y del tráfico lleva algunos años dando vueltas como recurso para aligerar el tráfico y agilizar el transporte público en algunas de las ciudades chinas más congestionadas.

El vehículo recientemente se dejó ver como maqueta, y todo apunta a que las primeras pruebas en el MundoReal™ comenzarán en la ciudad de Qinhuangdao durante la segunda mitad de este año. Tal y como estaba previsto.

Para ello se ha construido —en cuestión de un par de meses, por lo visto— una sección parcial del vehículo. El prototipo ha sido «recortado» a los 22 metros de longitud, con capacidad para 300 personas. El modelo final del TEB, de llegar a existir, mediría 60 metros y tendría capacidad para transportar tres o cuatro veces esa cantidad de pasajeros.

El TEB funciona con electricidad y mide 4,8 metros de altura en total. El espacio entre el suelo del bus y la carretera es de 2,1 metros, más que suficiente para pasar sobra la inmensa mayoría de los turismos.

Sin embargo el TEB no podría circular por encima del tráfico cuando encuentre a su paso camiones, autocares, furgones o todoterrenos altos. Pero dado que su uso estaría limitado a determinadas calles —aquellas con un tamaño adecuado y que estén preparadas con los raíles y las catenarias necesarios para el TEB— esas vías se supone que quedarán sujetas a restricciones en la altura máxima de los vehículos.

Vía Forbes.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear