Por @Alvy — 28 de Noviembre de 2016

Nuestro amigo Gali nos pasó hace tiempo este vídeo de Londonist que no habíamos tenido tiempo de ver pero que es muy curioso; se trata del Post Office Railway, el «trenecito» de la oficina de correos de Londres. En el vídeo puede verse en acción, pero aunque no tiene «página oficial» en la Wikipedia hay mucha más información.

Esta línea subterránea tenía unos 10,5 kilómetros de longitud y 8 estaciones, desde la oficina de correos de Whitechapel a la de Paddington. Estaba gestionada por correos con ayuda del Metro de Londres y funcionó entre 1927 y 2003. Se considera una de las maravillas subterráneas de la capital, que por otro lado está llena de este tipo de pasadizos, recovecos y lugares peculiares y secretos.

Durante casi un siglo el trenecito eléctrico recorrió los túneles a velocidades de hasta 64 km/h, con el objetivo principal de mover grandes sacas entre las principales oficinas de clasificación. Al parecer estuvo activa también durante la guerra, pero con la llegada del nuevo siglo su mantenimiento la hacía cinco veces más cara que el transporte terrestre – de modo que tuvo que replantear su uso y anunciar su cierre.

Como las instalaciones eran de acceso restringido lo que se sabe de ella se debe en parte a que un grupo de «exploración urbana» se coló en 2011 y tomó notas y fotografías con bastante detalle. Sorprendentemente la instalación estaba casi en perfecto estado, de modo que se ha planteado abrir una parte como museo para que el público pueda visitarla hacia 2020.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear