Por @Alvy — 26 de Enero de 2016

X-Files, temporada 10

Mucho ha llovido desde que reseñamos por aquí Expediente X (X-Files, 1993) que es según los lectores de este blog una de sus cinco series geek favoritas de todos los tiempos. Con el retorno que tuvo lugar ayer en formato miniserie (6 episodios de 45 min) vuelve a la actualidad quince años después de que dejara de emitirse.

Lo mejor de esa vuelta a la pequeña pantalla son las sensaciones: eso de «temporada 10, episodio 1» es algo que pocas veces se puede disfrutar. Esos títulos de crédito. Esos rótulos, esa música, esos clichés… O ver cómo han envejecido los protagonistas y cómo ha evolucionado su forma de actuar – en ambos casos sin duda mucho mejor para Scully que para Mulder. (Por cierto: los fans de Gillian Anderson no deben perderse La caza (2013) otra miniserie policíaca sobre un asesino en serie).

Sobre los episodios en sí mejor no contar mucho para no spoilear; baste decir que son una nueva vuelta de tuerca sobre los clásicos, una conspiración sobre conspiraciones, un torrente de misterios sin resolver uno tras otro. Desde los ovnis a la economía mundial pasando por Henrietta Lacks.

Y, ¿qué mejor lugar para empezar a hablar sobre alienígenas que la más grande de las conspiraciones alienígenas? Pues imagínala. Esta nueva temporada de Expediente X deja además esa sensación rara del ritmo de las series de hace dos décadas que ya no se lleva, con escenas demasiado vertiginosas –casi siempre por falta de tiempo– en contraposición con las más relajadas y lentas secuencias de hoy en día.

Definitivamente hay que verla, aunque sea «por los viejos tiempos».

{Esta décima temporada de Expediente X se estrena en FOX España TV hoy martes 26 de enero a las 22.20 hora peninsular.}

Compartir en Facebook  Tuitear