Por @Alvy — 22 de Julio de 2005

Un trabajador es interrumpido cada tres minutos por una llamada, un correo electrónico, un mensaje instantáneo u otra distracción. El problema es que nuestro cerebro necesita unos ocho minutos sin distracciones para ser creativo. (Driven to distraction by technology, Vía Tintachina.)

Compartir en Flipboard Compartir en Facebook Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD


Microsiervos Selección


Que se yo de historia: todo lo que necesitas saber acerca de la historia de Estados Unidos

EUR 12,00

Comprar


El gen: Una historia personal

EUR 10,44

Comprar


Amazon Associates

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

Más libros y productos en:

Microsiervos Selección