Por @Wicho — 15 de Abril de 2019

Impresión artística de Beresheet alunizando
Impresión artística de cómo habría estado Beresheet tras aterrizar en la Luna – Space Team IL

Un fallo del motor minutos antes del alunizaje hizo que el pasado 11 de abril el aterrizador israelí Beresheet terminara estampado contra la superficie de la Luna a unos 500 kilómetros por hora. Pero habiendo estado tan a punto de conseguirlo Morris Kahn, el presidente de SpaceIL, la organización que estaba detrás de la misión, ha anunciado que lo volverán a intentar.

Aún les queda determinar, si es posible, la causa del fallo de Beresheet, pero según Kahn este pasado fin de semana el equipo de Beresheet ya empezó a trabajar en la nueva misión.

Lo que no se sabe todavía es en cuanto tiempo creen que volverán a estar listos. Pero en cualquier caso la India tiene ahora todos los boleto para convertirse en el cuarto país en posar una sonda en la Luna pues está a punto de lanzar –a ver si esta vez es de verdad– la misión Chandrayaan-2. Dicen que en mayo.

SpaceIL conserva, eso sí, muchas opciones de ser la primera misión financiada con fondos privados en llegar a la Luna.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear