Por @Wicho — 13 de Septiembre de 2018

Desde hace un par de días tau, el índice que mide la opacidad de la atmósfera marciana se mantiene por debajo de 1,5, que es el límite en el que la NASA cree que los paneles solares de Opportunity pueden estar recibiendo suficiente luz como para recargar sus baterías.

Así que desde el pasado día 11 en lugar de mandarle comandos tres veces por semana como venían haciendo desde finales de agosto ahora lo están haciendo varias veces al día. Estos comandos, transmitidos a través de la Deep Space Newtwork, indican al rover que transmita una señal en una frecuencia determinada si tiene la energía suficiente y no está gravemente dañado. La idea es saber en qué condiciones está y así poder empezar la campaña de recuperación.

Y es que después de más de 90 días marcianos sin dar señales de vida lo más probable es que Opportunity, si sigue vivo, no sepa ni qué hora es, así que el primer escollo para intentar recuperarlo es precisamente establecer comunicaciones con él y para ello hay que coincidir. Es como si llamas a casa a alguien pero no sabes a qué hora va a estar. Por eso lo de enviar los comandos varias veces al día. Por eso también la NASA va a seguir escuchando por si Oportunity llama a casa por sí mismo.

La NASA ha fijado un plazo de 45 días para esta fase de la campaña de recuperación de Opportunity basándose en la cantidad de Sol que puede recibir según va avanzando el verano marciano. Si al final de este plazo el rover no ha dado señales de vida en principio está pensando en pasar a un modo de escucha pasiva a ver si da señales por sí mismo. En ese caso el periodo de escucha pasiva se extendería hasta finales de enero de 2019, momento en el que la agencia estaría dispuesta a dar al rover por perdido si para entonces no ha dado señales de vida.

Pero el plazo de 45 días de se le antoja escaso a algunos miembros del equipo de la misión. Y es que cabe la posibilidad de que aunque la atmósfera se haya despejado se haya acumulado demasiado polvo sobre los paneles solares del rover como para que puedan generar la suficiente electricidad como para cargar de nuevo sus baterías. Sin embargo allá por noviembre se prevé una época de vientos lo suficientemente fuertes como para limpiarlos, con lo que Opportunity tendría otra oportunidad de recuperase.

Así que la NASA se ha comprometido a reevaluar el plan de recuperación una vez que terminen esos primeros 45 días de intentos de comunicación.

La cuenta de Twitter de Spirit y Opportunity es @MarsRovers, y se puede cotillear lo que está recibiendo la Deep Space Network en DSN Now.

Mientras esperan a que despierte cada día, cuando los ingenieros de la NASA estiman que Opportunity puede empezar a desperezarse, le ponen una canción. Tanya Harrison las va recopilando en Wake Up Oppy!

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear