Por @Wicho — 2 de Julio de 2018

Los lanzavigas son unos cacharros de uso bastante habitual que se utilizan para el montaje de vigas prefabricadas en la construcción de puentes y viaductos. Lo que no es tan habitual es ver uno reproducido con Lego Technic que funcione como este que ha fabricado Wolf Zipp.

Es una reproducción del SLJ900 chino, aunque con la mitad de ruedas que el original. Mide dos metros y pesa 10,5 kilos. Usa 13 motores y una bomba neumática que hace funcionar algunos de sus sistemas. Se maneja mediante un mando por cable que el «operario» lleva en las manos. La pieza de puente a escala pesa 2,5 kilos.

(Vía David Prado.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear