Por Nacho Palou — 28 de Julio de 2008

Torre Refrigeración Ascó I - Foto Foro NuclearEl suplemento Negocios del diario El País recogía este fin de semana un amplio reportaje sobre el debate nuclear titulado ¿Nucleares? Tal vez, gracias.

El incremento en el precio del petróleo y los combustibles derivados de éste, junto a la necesidad por un lado de reducir las emisiones y por otro de cumplir el plan de ahorro diseñado por Industria, obligarían a elegir, al menos en teoría, la opción nuclear. Pero la decisión no es nada sencilla.

El auténtico debate nuclear — El debate nuclear es algo más complejo que la discusión sobre si es más limpia o no que las centrales de gas o si el kilovatio costará más barato a los consumidores. Encierra una complejidad financiera y regulatoria que los Gobiernos y las empresas observan con pereza, sobre todo si la demanda de energía puede cubrirse con fuentes menos conflictivas. En cualquier caso, hay algo que está fuera de discusión: la producción nuclear cuya inversión está amortizada es la más barata de todas las fuentes de energía.

Lo cual en realidad puede interpretarse como que lo barato suele salir caro:

La confianza pública en las nucleares depende de unos estándares de seguridad que los gestores españoles tienden irresponsablemente a ignorar, como demuestra la cadena de incidentes en Ascó, Vandellós o Cofrentes.

Francia, con más de un 80 por ciento de su electricidad con origen nuclear procedente de un parque de casi 60 centrales nucleares, es el principal proveedor de la electricidad importada en España:

¿Nucleares? Tal vez, gracias — Hay que volver a replantearse la energía nuclear. No se puede decir 'no' a la nuclear pero comprarla 100 kilómetros más allá", decía recientemente con cierta ironía Felipe González.

El reportaje va acompañado además de otros dos artículos, Ante los retos energéticos, de María Teresa Domínguez, presidenta del Foro de la Industria Nuclear Española y Una caprichosa carta a los Reyes Magos que recoge unas observaciones rápidas críticas con las cuestiones estratégicas y financieras del programa nuclear.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear

9 comentarios

#1 — Jesús Manzano (Kaos)

Es evidente la complejidad con la que hay que analizar las inversiones en energía de fisión nuclear, al igual que ocurre con sus regulaciones. Quizás el esfuerzo no hay que dirigirlo hacia si es más o menos malo el tabaco para las personas, o la grasa para las arterias. Ni tan siquiera depende del método de obtención o de si la veta de grasa viene de jamones 5 jotas.

El esfuerzo de desenmarañar la complejidad hay que hacerlo en el despliegue de energías renovables y en concienciar a los ciudadanos de que es necesaria una economía de austeridad en el consumo energético.

Seguimos embriagados por el poder del consumo y por la capacidad que tiene la tecnología de resolver parte de las preguntas que se nos ofrecen por el camino. Pero quizás quede una pregunta sin resolver y es la que verdaderamente importa: ¿Pueden obtenerse recursos energéticos de medios finitos y agotables?, lamentablemente los hijos de nuestros hijos no podrán darnos la respuesta.

En tan sólo cuatro generaciones estamos agotado un recurso que parecía interminable, el petróleo. ¿Cuántas generaciones lleva el ser humano en la Tierra? Creo que poco más de 100.000 generaciones, y tan sólo 4 de ellas nos hemos sentido con el derecho de agotar un recurso extenso… ¿de qué vamos?

Nuclear NO GRACIAS,
Sentido común SI GRACIAS

http://notime-towaste.blogspot.com/search/label/Ecologismo

#2 — Antón

Totalmente de acuerdo con Jesús. No vale de nada intentar echar más agua a un cubo si está roto, lo primero es tapar los agujeros.

Y dos apuntes al post y al artículo de El País:

El primero es que el ciclo del uranio es intensivo en uso de petróleo y eso no se menciona:

http://www.crisisenergetica.org/staticpages/index.php?page=20060706093434314

El segundo es que España es exportadora neta de energía eléctrica, lo cual se puede comprobar en este enlace:

https://demanda.ree.es/generacion_acumulada.html

Cualquier día del año la energía exportada es mayor que la importada.

Otro detalle que omite es que la construcción de las centrales francesas está financiada por su gobierno, ya que una central nuclear no es rentable hasta pasados muchos años, y eso a las empresas (en España nos suministran electricidad empresas privadas) no les interesa.

#3 — Virginia

Confieso que ya el titular "¿Nucleares? Tal vez, gracias" me chirria, sobre todo porque no creo, o al menos eso quiero pensar, que recoja el parecer de la mayoría. Por otro lado, desde luego que me sumo a un rotundo NO como respuesta, sobre todo porque el campo de investigación en las energías renovables es tan amplio y encierra tantas posibilidades y tanto poder, que me parece necesario mirar hacia allí, en lugar de volver la vista hacia la energía nuclear. Los gobiernos tienen que invertir en energías alternativas y renovables, es imprescindible y, además, es posible. Así que, por favor, reflexionemos sobre esto antes de contestar la gran pregunta de este debate nuclear.

#4 — Jose Luis

Ya estoy harto de repetir una y otra los dos argumentos que acabo de leer un poco más arriba.

1.- Exportamos electricidad si, pero esa electricidad la producimos en centrales de ciclo combinado que usan gas natural argelino como combustible y que sale por un ojo de la cara y cada vez más porque el precio del gas se indexa con el del petroleo.

2.- ¿¿¿Que el ciclo del combustible nuclear es intensivo en uso del petroleo???
Me río por no llorar, mejor que nos busqueis información sobre la energía que cuesta pulir las celulas fotovoltaicas o la necesaria para crear todo el hormigón y aluminio que hay repartido por todo el territorio nacional en forma de molinos de viento, que no dan (de momento) para producir ni la mitad de lo que produce el parque nuclear.

#5 — kitai

Prefiero mil placas de sol pulidas a tener que seguir almacenando los residuos nucleares en paises del Tercer Mundo, tirarlos al fondo del mar, o en las propias centrales nucleares, como ocurre con los residuos más peligrosos.

Un futuro basado en renovables es posible, y deseable. Las centrales nucleares, al igual que las centrales térmicas de carbón, o de gas (de las cuales se dice falsamente que son más ecológicas), han de pasar a la historia, y no seguir fomentándose como se hace en ciertas comunidades autónomas.


Kitai

#6 — Orlok

me parece que muchos no saben que buena parte de los residuos nucleares franceses se guardan en pueblos españoles, a eso os referiais con que estais artos de que sean los paises del tercer mundo los usados como depositos de residuos nucleares? es entonces mejor comprar electricidad a los franceses creada con nucleares y guardar nosotros sus residuos ? es mejor quemar gas argelino y producir toneladas de CO2 ? yo tambien soy muy partidario de las centrales solares y de los molinos de viento, pero es evidente que hoy por hoy no cubren las necesidades del mercado ni aunque se multiplicara su numero por 2 o por 3, ni hace sol de noche, ni a veces es suficiente de dia (ademas de que el consumo tambien es muy elevado por la noche) los molinos de viento no siempre disponen de dicho elemento... me parece que hay gente que no termina de ver la complicacion del problema... aunque tambien soy partidario de que hay que consumir menos, pero es muy facil de decir, pero dificilisimo de realizar, por mi parte pongo mi intento ecologico, pero hay que concienciar al menos a la mayoria y eso llevara muchos muchos años...

#7 — Antón

Jose Luis, si eres capaz de explicarme paso a paso el ciclo del uranio, desde que es extraído de la mina, hasta que forma parte de la celda de combustible que usa la central, de forma que no haya que usar grandes cantidades de petróleo, otros combustibles fósiles y otro minerales como el circón, nos darías una gran alegría, y sin duda, te convertirías en el nuevo gurú de la industria nuclear. El uranio es un recurso finito y caro, con un precio más estable que el gas y el petróleo pero indisolublemente ligado al precio de éstos.

No defiendo el ciclo combinado, pero su coste por KW sólo es un poco más elevado (y creciendo con el precio del gas) que la nuclear lo cual aún no hace a ésta más apetecible a las eléctricas, puesto que la nuclear requiere una inversión mucho mayor que empiezan a dar dinero al cabo de muchos años.

Desde luego que, dejando al margen el peligro potencial, la gestión de residuos, y el impacto social, la energía nuclear es mucho más eficiente en cuanto a tasa retorno de energía que la fotovoltaica hoy en día, y produce menos CO2 por KW si tenemos en cuenta su vida útil y energía requerida para su fabricación (se gasta mucha energía en "pulir" silicio, como bien se dice en otros comentarios).

Esta claro que la FV no va a ser una solución parcial a medio plazo, hasta que no mejore en eficiencia y en coste, lo cual es cuestión de tiempo. Cuando nací (hace 25 años), los mejores pc's de uso civil tenían mucha menos potencia de cálculo que un móvil actual, pesaban del orden de 100 veces más y consumían muchísima más electricidad (no soy capaz de dar un orden de magnitud de esta valor sin rebuscar un poco, y ahora no tengo tiempo).

Entendería que hubiera que contruir alguna central nuclear más para garantizar el consumo en los próximos años (habría que ver los números), pero la fisión, nunca podrá ser una solución total ni a largo plazo, a no ser que la tecnología nuclear avance muchísimo pocos años, lo cual sería bueno para todos porque la fisión se va a seguir usando, a no ser que la gente del ITER nos dé una inesperada sorpresa :-)

De todos modos, reitero, que la clave es reducir el consumo, y esto se puede hacer sin renunciar el bienestar (claro, que habría que discutir el concepto de "bienestar" :-) ). La mejor energía es la que no se consume (cierto es que le eficiencia cuesta dinero y a veces un consumo de energía inicial mayor).

Dejo una frase para la reflexión que me abrió los ojos: «Uno de los principales defectos del ser humano es que no entiende la función exponencial» (Dr. Albert A. Bartlett)

#8 — Valgard

Veo aquí algunas discusiones que ni tan siquiera se basan en hchos reales. Yo soy casi ingeniero industrial y os digo que las energías renovables son buenas, sí, pero no son perfectas. Son caras y no tienen mucha disponibilidad, es decir, que no se pueden extraer en cualquier momento.

Las células fotovoltaicas, por ejemplo, son extremadamente poco eficientes, hasta el punto que nunca salen rentables económicamente, y su proceso de fabricación es muy contaminante. Por poner un ejemplo visual de eficiencia, si se quisiera proveer la potencia eléctrica de la ciudad de Barcelona con células fotovoltaicas, se necesitaría más que toda la superfície de la ciudad en paneles (y eso contando que siempre hace sol en horas de día).

En cuanto a la energía nuclear, tampoco es perfecta, pero en la actualidad es la que se puede considerar más limpia considerando su nivel de producción energética. La seguridad en una CN es muy efectiva y no requiere grandes esfuerzos. Eso sí, lo único que se requiere es que esté gestionada por alguien responsable y evitar sucesos como los de Ascó, que son fruto de la incompetencia y no de lo difícil o inseguro que sea gestionar la central.

Respecto al uranio, a diferencia de lo que se pueda creer, no es excesivamente caro por el uso que se le llega a hacer. No dispongo de datos, pero por el precio del gas natural gastado que se quema en menos de un día en una central de CC se puede adquirir uranio para una central que dará energía durante cuatro meses. La cantidad de residuos generados por persona cada año cabe en la palma de una mano, así que estos residuos, a pesar de ser una parte del problema que se está investigando en cómo solucionar, no son tan problemáticos como debería ser la emisión de CO2 en la atmósfera que, por cierto, en una CN son nulos.

La verdad es que yo también era bastante excéptico en cuanto a la energía nuclear, y a pesar que lo veo con mejores ojos, tampoco veo que sea el mejor tipo de energía. Hay algunas teorías de reacciones nucleares que realmente solucionarán esto, des de centrales de fusión fría hasta las centrales que como "residuos" darán hidrógeno, algo que no sólo solucionaría el problema de la energía eléctrica sino también el de la energía del transporte. Aunque, eso sí, hasta 2030 o por ahí no esperéis en verlo...

#9 — Joseba

Kaixo Valgard:

Casi nunca me dan miedo las centrales nucleares. Lo que si me da verdadero pánico es la incompetencia de sus gestores y la de los controladores de los gestores.

Tenemos abundantes ejemplos diarios.

Un saludo.

Joseba.