Por Nacho Palou — 14 de Mayo de 2016

«Más rápido que una impresora 3D, más fácil que hornear un bizcocho y funciona con la aspiradora», es la autodescripción de FormBox una máquina doméstica y de sobremesa para el moldeo en vacío de objetos.

El moldeo al vacío utiliza una pieza patrón que se utiliza para dar forma al plástico que hará las veces de molde; la máquina se calienta ligeramente para que el plástico sea maleable a la vez que el vacío causado por la aspiradora le da la forma determinada por la pieza patrón.

Formbox moldeo en vacio aspiradora

Una vez la lámina de plástico ha tomado forma se retira de la máquina y al enfriarse se vuelve rígido de nuevo, resultando en un molde hueco. A partir de ahí sirve como molde par fabricar el mismo objeto en serie utilizando cera, escayola, cemento, barro, chocolate fundido, gelatina....

La pieza patrón se puede modelar, esculpir o talar a mano con material rígido o usando una impresora 3D; para el molde se pueden elegir diferentes acabados plásticos toda vez que el molde también puede ser el producto final.

FormBox cuesta en Kickstarter unos 300 euros más gastos de envío. No incluye la aspiradora.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear