Por @Wicho — 16 de Febrero de 2006

La «muerte por ventilador» es una leyenda urbana originaria de Corea del Sur que se ha ido extendiendo a otros países del lejano oriente que dice que si dejas un ventilador eléctrico funcionando toda la noche en una habitación esto puede provocar la muerte de los que estén en la habitación, ya sea por asfixia, envenenamiento o hipotermia.

Esta creencia también se extiende a los ventiladores de los coches, y es muy normal que los coreanos abran un poco alguna de las ventanillas del cuando está puesto el aire acondicionado para evitar la «muerte por ventilador».

La leyenda es extremadamente persistente, y es incluso aceptada por muchos profesionales de la medicina coreanos. Durante el verano no es nada raro ver como los medios informan de casos de «muerte por ventilador» aún cuando a menudo son evidentes otras causas mucho más probables como un ataque al corazón o un disparo.

Cuando se les cuenta a los coreanos que este fenómeno es prácticamente desconocido fuera de su país algunos llegan incluso a decir que tienen una fisiología especial que los hace susceptibles a la «muerte por ventilador».

(Vía Fighting bird flu with fermented cabbage air conditioners, una historia de Boing Boing que cuenta que LG se dispone a engañar a sus clientes vendiéndoles un aparato de aire acondicionado con un agente antibacteriano para acabar con el virus de la gripe aviar.)

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear