Por @Alvy — 15 de Agosto de 2022

En este vídeo de The Great Flyer se ve puede ver un espectacular aterrizaje de un A321neo de Wizzair pasando tan sumamente cerca de las cabezas de los «mirones» que se acercan allí a verlos que el tren de aterrizaje queda a tan solo unos 3 ó 4 metros sobre ellos (lo normal son 15 o 20 como mínimo, según otros vídeos). Y no, no es la famosa pista del famoso aeropuerto de St. Marteen, sino del Scíathos griego, situado en al isla del mismo nombre y que Wicho ya nos descubrió hace años.

Resulta que el Aeropuerto Scíathos tiene la pista más corta de Europa, de tan solo 1.628 metros, que hasta hace poco eran incluso menos: 1.570. Está situada prácticamente en la misma orilla de la playa, con tan solo una pequeña carreterita que la cruza. Así que los aviones aterrizan en ella a bajísima altura apurando todo lo posible por razones obvias: tener todo el espacio de frenada posible al tocar pista.

La gente allí parece que no sólo disfruta con los aterrizajes –asunto que ya parece un poco riesgoso, sobre todo para los que se colocan exactamente debajo– sino también con los despegues, cuando se colocan en la misma posición y encienden los motores a toda potencia. No tengo claro cómo de seguro debe ser tampoco para sus oídos el ruido ensordecedor pero los efectos del jet-blast de los motores se ven claramente cuando algunos de los curiosos salen por allí medio volando arrastrados por el suelo sin remisión.

Actualización (16 de agosto de 2022) – Ernesto (¡gracias!) nos comentó por Twitter que el aeropuerto de la isla de El Hierro es todavía más pequeño, con una pista de tan solo 1.250 metros de longitud (gran foto de Iván Berrocal), aunque no parece tan accesible como para que le gente se ponga ahí a mirar como si estuviera en la playa…

Relacionado:

Compartir en Flipboard Tuitear

PUBLICIDAD




PUBLICIDAD




Un libro de @Alvy y @Wicho

Se suponía que esto era el futuro | un libro de Microsiervos, por Alvy y Wicho

Se suponía que esto era el futuro
Ciencia, tecnología y mucho más
www.microsiervos.com/libro