Por @Alvy — 22 de Octubre de 2018

El potrudo de Destin de Smarter Every Day sigue consiguiendo actividades de lo más interesantes y trepidantes para su magnífico videoblog. En esta ocasión ha resumido en algo más de diez minutos lo principal de un entrenamiento de los Marines para sobrevivir a una caída de helicóptero que se hunde en las aguas; algo en lo que cualquier ser humano normal y corriente tiene todas las papeletas de palmarla – pero que tiene sus secretillos, como se puede ver en las explicaciones.

Y es que, a diferencia de lo que sucede en las películas, aquí o has entrenado un poco antes o no vas a contarlo. Los helicópteros que caen al agua se hunden rápido y además lo hacen normalmente dando vueltas, lo que contribuye a la desorientación de quienes van dentro. Con un montón de gente en la cabina, caos y un solo sitio por el que salir hay que saber exactamente qué hacer.

Las técnicas que hay que conocer incluyen –además del clásico mantener la calma– saber respirar con un regulador, como en el buceo, pero además controlando cómo llenar de agua los senos paranasales al estar boca abajo; saber desabrocharse el cinturón, mantener unos puntos de referencia, orientarse en una cabina que no deja de dar vueltas, quizá deshacerse de parte del equipamiento y finalmente salir a la superficie.

Son muchos detalles y el entrenamiento es de lo más interesante, incluyendo un simulador de helicóptero que viene a ser una gigantesca caja metálica con asientos de verdad que sumergen y a la que dan vueltas en una piscina. Tal y como se ve en el vídeo tanto en la primera, como en la segunda y tercera ocasión hasta los marines más preparados físicamente tienen problemas, pero todo se aprende. Instructivo y divertido a la vez; el típico conocimiento que nunca viene de más porque nunca sabes cuándo lo vas a poder necesitar.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear