Por @Wicho — 28 de Septiembre de 2018

La USAF acaba de anunciar que ha otorgado al consorcio establecido por Boeing y Saab el contrato para el suministro de 351 entrenadores T-X, 46 simuladores, y los equipos de tierra asociados, aunque con la opción de extender el contrato hasta 475 aviones y 120 simuladores. Es un contrato valorado en 9.100 millones de dólares.

El Boeing/Saab T-X es un monomotor con doble cola, asientos en tándem y tren triciclo diseñado desde el principio para ser un entrenador avanzado. Incorpora también la capacidad de repostar en vuelo mediante pértiga.

El objetivo es que el T-X sustituya a los T-38 Talon, un avión que entró en servicio hace ya 57 años, como entrenador avanzado. Los primeros ejemplares y simuladores deben ser entregados en 2023 para ser declarados operativos en 2024.

Boeing T-X en vuelo

Se impone a las propuestas del Leonardo T-100, un derivado del M-346 Master propuesto por Leonardo S.p.A. y Raytheon y al KAI T-50A Golden Eagle propuesto por Lockheed Martin y Korea Aerospace Industries.

El hecho de que Boeing haya diseñado este avión junto con un socio internacional facilita además la posibilidad de que otras fuerzas aéreas puedan comprarlo en el futuro.

Compartir en Flipboard  Compartir en Facebook  Tuitear